Jornada sobre normas para el manejo del agua

Con la participación de la Autoridad del Agua (ADA), el Organismo para el Desarrollo Sostenible de la Provincia de Buenos Aires (OPDS), la Delegación de Prevención Ecológica y Sustancias Peligrosas Mar del Plata y autoridades de OSSE, se realizó en el recinto Concejo Deliberante una jornada de trabajo con el fin de analizar las normas vigentes para el manejo del agua en las explotaciones rurales. La misma fue presidida por su Presidente, Guillermo Sáenz Saralegui y también participaron el secretario de Gobierno, Alejandro Vicente, la delegación de Sierra de los Padres, municipios de la región y productores frutihortícolas.
Para comenzar Sáenz Saralegui expresó: “Estas propuestas suelen tener una profundidad enorme, porque apuntan a analizar conductas y establecer parámetros de acción y control necesarios para hacer de un recurso fundamental algo sustentable en el tiempo”.
Fueron varios los expositores a lo largo de la jornada que tenía como objetivo clarificar sobre cómo alcanzar un óptimo manejo del agua, respetando a la vez el marco regulatorio fijado por el Código de Aguas. En este marco el titular de la Delegación de Sierra de los Padres, Ricardo Gabbin, dijo “Hay una necesidad de echar un manto de claridad porque hay ordenanzas sobre el manejo de invernáculos. Lo ambiental y productivo deben convivir en nuestro espacio y hay que lograr un equilibrio entre los dos”.
En la jornada quedó claro que sin ánimo recaudatorio ni contrario al interés de los productores frutihortícolas, sino con la voluntad de crear un ámbito de discusión sobre las normas referidas al uso del agua a las que tendrán que estar enmarcadas las producciones intensivas de la zona, para ser sustentables y no afectar el ambiente y el bienestar de las poblaciones, deberán cumplir con los requerimientos que corresponden, esto es, estar registrados, tramitar permisos y adaptarse a las condiciones por ellos establecidas de acuerdo, entre otras características, al número de invernáculos y a las superficies cubiertas. Y las normas se refieren tanto a la extracción y uso del agua como al manejo de los excedentes. Ante la Autoridad del Agua, un ente autárquico nacional cuyo poder de aplicación es superior al de Hidráulica de la Provincia y al de Obras Sanitarias Sociedad de Estado, los municipios deben ejercer control y supervisión sobre las explotaciones del cinturón frutihortícola, por lo que sus agentes deben saber claramente qué pedir y exigir para dar las habilitaciones.

Deja un comentario

Tu email no será publicado

A %d blogueros les gusta esto: