Columna de opinión: Ya damos lástima

Por Libertad Magenta

Hace un par de semanas, leíamos que el ejecutivo municipal había enviado el presupuesto 2021 al Concejo Deliberante para que se debata y apruebe.
El presupuesto para 2021 ostenta una suma total de casi 22 mil millones de pesos. Una cifra que a pocos nos entra en la cabeza si pensamos que se trata de un “simple” municipio. Pero más nos sorprendió que solamente 3 mil 200 millones eran destinados a EMSUR y EMVIAL, es decir menos del 15% del total del presupuesto destinados a los principales entes de servicios municipales, que en realidad viene a ser la primera función de un municipio y 2 mil 470 millones, poco más de un 10% a obras, ya sean nuevas o refacciones. Y podríamos seguir analizando cifras, 10 % se lleva la secretaría de educación, menos del 10% salud, casi el 40% se lo queda economía y hacienda….
Pero nos vamos a detener en el presupuesto de obras, de los 2 mil 470 millones, 850 millones son para infraestructura y viviendas, 225 millones para proyectos referidos a la disposición de residuos, 163 millones para edificios del área de educación, 202 millones para el área de salud, 500 millones para edificios públicos, 143 millones para plazas, paseos costeros y espacios públicos, 40 millones para el Sistema Integrado de Transporte Público, 70 millones para las ciclovías en Mar del Plata y 2 millones y medio para hacer los baños públicos en la Gruta de los Pañuelos, el 0,1% del presupuesto de obras, para la única obra que encontramos con destino a ésta delegación.
No es el fin de esta columna analizar presupuestos ni pedir más obras al municipio, sino mostrar que por mejor elaborado que esté el presupuesto del municipio, sólo nos sirve y nos seguirá sirviendo apenas por lástima, seguro pensaron ¿Y qué hacemos por allá? ´Bueno los baños de la Gruta es un reclamo de más de 20 años y cuestan 2 chirolas… listo!´
Pensándolo fríamente es lógico y hasta razonable, Mar del Plata y sus alrededores representan 99,90% del padrón de electores, producen mucha basura, necesitan muchos empleados, tienen muuuuchooos edificios públicos, mucha gente con muchas necesidades, muchas plazas, mucha costa… Tienen mucho de todo y es muy pero muy costoso mantener todo eso.
Imaginemos solamente el 10% del presupuesto municipal destinado únicamente a nuestra delegación, que recordemos representa más del 40% del territorio de General de Pueyrredon… ¿Qué no podríamos hacer?

Deja un comentario

Tu email no será publicado

A %d blogueros les gusta esto: