Vecinos de Gloria de la Peregrina reclaman por el estado de las calles

LOS INTRANSITABLES CAMINOS DE LA GLORIA

La zona en general y los barrios en particular, sufren de infinidad de problemas estructurales y de falencias en los servicios.
Pero este mes la mayor cantidad de llamadas y quejas nos llegaron de vecinos de Gloria de la Peregrina.

Temas varios, pero la mayoría se quejó de que las calles del barrio están absolutamente destruidas, que ya no se puede circular casi por ningún lado y muchos aseguran que se cansaron de reclamar en la Delegación y en la Sociedad de Fomento.

Al respecto cabe destacar que la entidad fomentista no tiene convenio con el municipio, y aunque lo tuviera, el arreglo de calles no estaría dentro de sus funciones, lo que sí le atribuyen, es que no reclamaría ante el municipio para buscar una solución a la problemática que se acrecienta cada día.

Uno de los vecinos, con buen tino, explicó a este medio, “Por ejemplo, la calle Lules está completamente intransitable, eso hace que los vecinos elijamos la calle Calchaquí, que es la de la escuela para circular. No es que esté mucho mejor, dijo, pero al menos se puede pasar, pero es una calle con más tránsito de autos y de chicos caminando, sobre todo en los horarios de entrada y salida de la escuela y hay más autos estacionados, y concluyó, representa una incomodidad y un peligro, si Lules estuviera en condiciones esto no pasaría.”

Varios coincidieron en que Río Atuel es una calle importante para el movimiento del barrio y que está en pésimo estado “sobre todo en las primeras cuadras cercanas al centro y las bocacalles”.

Desde Río Jachal en el kilómetro 19 hasta el 24 y desde Colectora hasta Ciudad de Roma las calles son una ruina, no hay pozos, hay zanjas y cráteres, en la mayoría cuesta imaginar donde termina y dónde empieza la “vereda”, realmente es un barrio abandonado.

La realidad es que ni siquiera las cuadras del centro que tienen cordón cuneta están en buen estado. Y muchos vecinos afirman que no se acuerdan cuando fue la ultima vez que vieron trabajar una máquina en el barrio.

UNA HISTORIA SIN FINAL
El problema, no es que el barrio Gloria de la Peregrina, o como mal prefieren llamarlo algunos, San Carlos, tenga sus calles detonadas, sus veredas tapadas por pastizales y esté abandonado… El problema, es que todos y cada uno de los barrios de la Delegación están igual. En Colinas Verdes ni siquiera la colectora está en condiciones, el Paraíso es otra muestra de más de lo mismo. Si nos acercamos al Coyunco, arreglaron la entrada al CAPS La Peregrina y dieron la vueltita hasta el terreno que usan para estacionar, pero por la colectora ni un metro más y es un desastre. A la bicisenda del Varetto se la está comiendo la tierra y los pastos que crecen encima y ni hablar de la falta de mantenimiento de las banquinas. Las calles de Sierra y Colina de los Padres las bachean los vecinos con escombros y por Laguna de los Padres y Santa Paula las cosas no están mejor. Y los caminos rurales, esos tan necesarios para una de las actividades económicas más importantes de nuestra zona, merecen un capítulo aparte.
Si seguimos por estos caminos. como dice Lerner, nada va a cambiar… vivimos una historia sin final.

 

Deja un comentario

Tu email no será publicado

A %d blogueros les gusta esto: