Editorial: Hablando de genios

Raramente hablamos de noticias que no sean locales, sin embargo la partida de Diego Maradona traspasa todas las fronteras, incluso las nuestras, y para recordarlo sólo queremos hacer mención a un hecho de hace años, que demuestra hasta qué punto se involucraba con la gente y sus problemas, se trata de un videíto casero, obviamente a solicitud de algún vecino que logró interceptarlo, donde Diego, con su habitual empatía, pedía que por favor arreglaran las calles de Batán y Sierra de los Padres.

Tenemos que reconocer que en ese momento nos causó sorpresa y nos arrancó alguna sonrisa, hoy a la distancia nos damos cuenta que ese vecino creía que el diez podía hacer milagros en nuestras calles como los hizo adentro de la cancha.

Pero esos milagros no existen, existen los intendentes y los delegados.
Y hablando de delegados, ya decíamos en época de Gabbin que sus acciones y gestiones eran cuanto menos raras y en algunos casos inapropiadas.

Como cuando pagaba con granza de la municipalidad trabajos o fletes de particulares, como la puesta en valor del Puesto Viejo con “colaboraciones” o el arco de Laguna con “donaciones”. Ahora sabemos que no era tan así y por eso el municipio está por comerse un juicio, aunque quien reclama el pago del arco de troncos en la entrada a Laguna, parece que no tiene para mostrar más que la palabra del ex delegado.

Para seguir con la gestión de Arroyo no podemos olvidar a la ex delegada Marinier vendiendo cerveza sin REBA en un predio municipal sin habilitar, pero también tuvimos muchos otros delegados y todos y cada uno se mandaron de las suyas.

Esta gestión delegacional parece que no va a dejar de ser más de lo mismo que venimos viendo, arreglos con vecinos que juntan plata para hacer carteles, poner lomos de burro, luminarias o arreglos de calles podría ser el primer botón de muestra. La pandemia, las calles sin chicos ni padres, las preocupaciones nuevas de la nueva normalidad, todavía no dejan terminar de vislumbrar la nueva gestión, una gestión que parece estar enfocada en dejar hacer en la vía pública, sin importar ni cómo ni a quién.

Hasta siempre Diego, te vamos a extrañar!

Miriam Leo
miriamleo@sierradelospadres.com.ar

Deja un comentario

Tu email no será publicado

A %d blogueros les gusta esto: